85 años de Los invencibles de Mr. Pentland (1929-30)

Tal día como mañana, un 30 de Marzo de 1930, hace 85 años, el Athletic Club, entrenado por Mr. Pentland, conseguiría su primera Liga sin perder ningún partido en toda la temporada. Además conseguíamos el Trofeo Zamora y el Pichichi. El equipo base de ese Athletic invencible estaba formado por muchachos, pues su edad no sobrepasaba los 23 años, de Bilbao o de sus cercanías. Estos son sus nombres para que el tiempo no borre su recuerdo.

1930 ATHLETIC CLUB CARTEL

GREGORIO BLASCO SÁNCHEZ. (20 años).-

Nacido en Mundaka el 10 de Junio de 1909. Debutó con el Athletic con apenas 17 años proveniente del Acero de Olabeaga. Fue el portero titular en el primer partido de Liga disputado por el club bilbaíno y sería titular indiscutible hasta el comienzo de la guerra civil. Durante la guerra jugaría con la Selección  Euzkadi durante la gira mundial y se exiliaría en México jugando con los equipos España, Atlante y el argentino River plate. Esta temporada conseguiría el primer Zamora para un portero del Athletic. Conseguiría otros dos en su carrera. Era Profesional. Se caracterizaba por su gran seguridad y su despeje de puños. Muy valiente. Más de una vez estuvieron a punto de romperle la cabeza. Gran vista y colocación. No tenía nada que enviar al mismísimo Zamora a quien le disputaría la titularidad en la selección. Sigue siendo el portero más laureado del Athletic con 4 Ligas y 4 Copas.

ALFONSO GONZÁLEZ DE CAREAGA URIGÜEN. (23 años).-

Nacido en Bilbao el 27 de abril de 1906. Era amateur integral y toda su vida había pertenecido al Athletic. Comenzó en el banquillo ante la presencia de Rousse en la alineación titular quien ya había jugado con Mr. Pentland 6 años antes. Hijo del jugador y expresidente Enrique González de Careaga, se ganó un puesto de titular por su rapidez y contundencia en el despeje. Abandonaría el club de Ibaigane la siguiente temporada (1930-31) siendo su último partido la final disputada en Madrid contra el Betis. Moriría en los sucesos acontecidos en el Altuna-Berri durante la guerra civil en Bilbao por su pertenencia al CEDA.  Con apenas 23 años era el más veterano de la alineación titular esa temporada. Incansable. Tenía una valentía enorme y sin miedo al trastazo. Tanto él como Castellanos parecen a simple vista una pareja defensiva de poco respeto, por su falta de corpulencia, pero la valentía, la colocación y, sobre todo, su movilidad suplían cumplidamente ese defecto. Entraba con bravura pero con nobleza. Ganaría 2 Ligas y 2 Copas con el equipo rojiblanco.

JOSE MARI CASTELLANOS LEDO. (20 años).-

Nacido en Bilbao, el 8 de Abril de 1909. También era amateur integral y sólo había jugado en el Athletic. Si su compañero de zaga era hijo de un expresidente, Jose Mari era el hijo del presidente actual, Manuel Castellanos Jacquets. Uno de los habituales de Mr. Pentland, abandonaría la disciplina del Club en 1934, siendo titular indiscutible. Excelente defensa izquierdo con gran velocidad quien le quitó el puesto a Juanito Urkizu que había sido fichado al Real Madrid. Incansable y valiente. Impetuoso. Ponía toda su alma en la lucha. Eficaz. Se revolvía en un palmo de terreno cuando el enemigo le conseguía desbordar hasta que les arrebataba el balón. Seguro en el despeje y decidido en las entradas. Asimismo era sobrino de Carlos Castellanos quien fue presidente del Bilbao Football Club. Disfrutaría consiguiendo 3 Ligas y 4 Copas.

JUAN GARIZURIETA GORRIÑO. (21 años).-

Nacido en Erandio, el 27 de Noviembre de 1908. Era profesional. Medio derecho proveniente del Erandio que originariamente jugaba por la izquierda. Apodado “Pichi” por alusión a “Pichichi” se dice que era un niño prodigio que regateaba a todos los jugadores del Erandio. En la primera liga había jugado en todos los partidos del campeonato. Cuando abandonó el Athletic jugaría un partido con Osasuna en la temporada (1935-36). Gran empuje y excelente desplazamiento del balón a gran distancia con precisión y temple. La llegada al equipo de Leonardo Cilaurren le haría disputar de menos minutos a partir de la temporada (1932-33). Sería directivo del Athletic con Felix Oraa. Su gran colocación le permitía hacerse con el balón con el mínimo esfuerzo.  Le gustaba hacerse autopases para driblar a los contrarios que intentaban detenerle. Gran servicio de juego. Mucho pundonor y amor propio. Ganaría 3 Ligas y 4 Copas con el Athletic.

1930-03 SM ATH-ARENAS 5-2 GOL GOROSTIZA A ZARRA

JOSE MUGUERZA ANITUA. (18 años).-

Nacido en Eibar, el 15 de Septiembre de 1911. El joven medio centro del Athletic, de apenas 18 años, había conseguido la titularidad el año anterior proveniente de la Unión deportiva Eibarresa, de su ciudad natal. Profesional. Titular indiscutible hasta la guerra civil, abonado al centro del campo, tanto en el Athletic como en la selección de Euskadi en su gira mundial durante la guerra civil. Se exiliaría en México tras abandonar la práctica activa del fútbol. Muy trabajador. Sobrio. Sabía colocarse en el campo con maestría, quitar el balón con limpieza y pasar a las alas o compañeros de línea con precisión. Se multiplicaba y estaba en todas partes. Habilidad para desbaratar los avances contrarios. No era espectacular, no era el jugador llamado brillante por la vistosidad de sus intervenciones. Era la abeja del equipo, la obrerita, constante, eficaz e incansable que de forma callada y silenciosa trabaja para cumplir su misión. Indispensable en cualquier equipo. Con él, el Athletic conseguiría 4 Ligas y 4 Copas.

ROBERTO ETXEBARRIA ARRUTI. (21 años).-

Nacido en Eibar, el 6 de Mayo de 1908. Profesional. Medio izquierda proveniente del Alavés la temporada anterior (1928-29), de gran calidad y visión de juego. Antes había jugado en el Txiribiri y en la Unión Deportiva Eibarresa cuando el campo se situaba en la plaza Unzaga. Era Internacional. Sería titular indiscutible hasta la guerra civil y en la selección de Euskadi, la cual abandonaría antes de partir hacia México algo que no le perdonarían sus compañeros. Se haría cargo del Athletic como primer entrenador después de la guerra civil. Jugaba maravillosamente tanto en ataque como en defensa. Espectacular juego de cabeza. Incansable y gran colocación. Uno de los grandes jugadores vascos de antes de la guerra civil. También participó en las cuatro Ligas y 4 Copas que el Athletic consiguió en los años hasta la guerra civil.

1930-04 SM ATH-RANCING 5-1 ESPECTACULAR GENERAL

RAMÓN DE LA FUENTE LEAL. (22 años).-

Nacido en Barakaldo, el 21 de Diciembre de 1907. Profesional e internacional. Extraordinario extremo derecho. Veloz, con mucha calidad, gran regateador  y un fenomenal centro al área. Jugaría más de 200 partidos con el Athletic entre ellos el primer partido de Liga. Goleador, conseguía un gol cada tres partidos aproximadamente. Su última temporada, después de jugar el mundial de 1934, la disputaría con el Atlético de Madrid. Una de las leyendas del equipo de Ibaigane. Rápido, buen dribling y con un centro medido. Ponía el balón siempre en la cabeza de su compañero. Centros matemáticos. Escapadas, internadas y centros. Extrema habilidad. Se puede pedir más de un extremo? 3 Ligas y 4 Copas. Un accidente de moto cortó su progresión.

JOSE IRARAGORRI EALO. (17 años).-

Nacido en Basauri, el 16 de Marzo de 1912. El benjamín del equipo. Comenzó la temporada en el equipo reserva del Athletic pero sustituyó a Sauto “Bata” como interior derecho cuando apenas contaba 17 años. Extraordinario goleador con un potente disparo sería pieza clave en el equipo de Mr. Pentland. Comenzada la guerra civil sería titular en la selección Euskadi en su gira mundial. Después de la guerra jugaría en el San Lorenzo de Almagro, el España, y volvería a Bilbao para jugar a finales de los años 40 junto a Iriondo, Zarra, Panizo y Gainza. Una vez finalizada su carrera de jugador sería entrenador del Athletic desde 1949 hasta 1952. Primer goleador de la selección española en un mundial (mundial 34). Fuerte y peleón. Luchaba sobre todo el campo. Potente disparo y con una extraordinaria puntería. Desde fuera del área fusilaba al portero. Excelente concepción del juego. Decisión y facilidad para el remate tanto de pie como de cabeza. Imprimía al juego una solemnidad, unida a una rapidez y precisión en sus pases. 4 Ligas y 4 Copas en su palmarés.

1930-04 SM ATH-RANCING 5-1 UNAMUNO FELICITADO POR GOL

VICTORIO UNAMUNO IBARZABAL. (20 años).-

Nacido en Bergara, el 21 de Mayo de 1909. Gran goleador de gran poderío físico. A pesar de la competencia del reciente fichaje de Sauto “Bata” conseguiría ser el delantero centro titular durante sus dos primeras temporadas. Luego ante la competencia jugaría en el Betis consiguiendo una Liga con el equipo Sevillano. Después de la guerra civil compraría su carta de libertad volviendo al Athletic y consiguiendo ser Pichichi con el equipo bilbaíno. Tiene una de las mejores marcas goleadoras del Athletic, en 147 partidos consiguió 130 goles (0,88 goles por partido). Codicioso y oportuno. Trabajador. Recogía el balón de espaldas a la portería. Voluntad, energía, arranque y gran remate. Gran distribución de juego. Decidido. Bregaba mucho. El rey de la valentía le decían. 2 Ligas y 4 Copas.

IGNACIO MARIA AGUIRREZABALA IBARBIA. (20 años).-

Nacido en Bilbao, el 10 de Mayo de 1909. Amateur e internacional. El Cerebro de las medias caídas le llamaban. Excelente interior zurdo que hizo un ala izquierda de leyenda con Gorostiza. Su hermano también jugaba en el Athletic por lo que se le conoció como Txirri II. Participó en la gira americana de la selección de Euskadi aunque ya se había retirado del mundo del fútbol. Gran visión de juego y formidable disparo de falta. Un jugadorazo. Uno de los jugadores que más aplausos ha sabido arrancar en San Mamés. Y también lo contrario cuando se ausentaba del juego, se retrasaba y a la afición no le gustaba. Inteligente disstribuyendo juego. Enormes facultades. Gran conocimiento del juego. Dominio del balón y mago del dribling. Traía de coronilla a medios y backs del equipo contrario que se veían obligados a incurrir en faltas para quitarle el balón. Conductor de la línea de ataque. El causante de las roturas del bombín de Mr. Pentland. 3 Ligas y 4 Copas.

GUILLERMO GOROSTIZA PAREDES. (20 años).-

Nacido en Santurtzi, el 20 de Febrero de 1909. Profesional. Uno de los grandes extremos izquierdas que ha contado el Athletic en toda su historia. Rápido, goleador, regateador, todo lo que digamos de él sería poco. Pura velocidad. No hacía la carrera al hueco o la banda. Se encaraba al defensor y le rebasaba. Era un portento. Sangre, energía, codicia extraordinaria. No se amilanaba ante nada ni ante nadie. Rapidísimas arrancadas. Facilidad para marcar y don de la oportunidad. El más rápido y más peligroso delantero del Athletic. Fichado ese mismo verano al Racing de Ferrol tras lucha con el Arenas de Getxo. Sería Pichichi esa temporada. Jugaría en la selección de Euskadi en su gira europea pero abandonaría a sus compañeros antes de embarcarse para América no siendo perdonado por ello por sus compañeros como con Roberto. Después de la guerra civil, jugaría con el Athletic un par de años y en el Valencia otros 6 años al más alto nivel. Su afición a la fiesta le perdería y acabaría sus días abandonado a su suerte. 4 Ligas y 4 Copas.

1930 ATHLETIC CAMPEON

Además de estos once nombres anteriores, no queremos olvidarnos de otros como, Ispizua, Rousse, Urkizu, Castaños, Juanin, Sauto “Bata”, Mandaluniz, Uribe, Ruiz y Larrakoetxea, que también pusieron su sudor en la consecución del aquel primer título de Liga componiendo un equipo imbatible.

Anuncios

Cien años de Athletic – Barça en San Mamés.

Se acaba de cumplir el centenario de la primera visita del equipo azulgrana a San Mamés. Después del primer partido entre la Euskal Selekzioa y la selección catalana disputado a principios de enero de 1915 (6-1 a favor de los vascos) y antes del segundo partido que se disputaría en febrero, el Barcelona visitó San Mamés por primera vez un 31 de enero de 1915, hace justo ahora 100 años. Una efeméride que junto a la próxima visita el domingo del equipo blaugrana a San Mamés invita a un pormenorizado repaso de la historia de los enfrentamientos entre ambos equipos llenos de anécdotas.

(1915) El primer duelo en San Mamés. El Barça se midió por primera vez al Athletic en San Mamés el 31 de enero 1915. Fue un amistoso que terminó con empate a un gol. El mítico Pichichi sería el primer goleador del Athletic Club con un típico zambombazo suyo. Dos días después los Leones ganarían por 5-0 con goles de Belauste, Pichichi y tres goles de Luis Iceta.

1915 ATHLETIC BARCELONA

Luis Iceta preparado para rematar en el primer partido de hace 100 años.

(1915) Otras dos victorias rojiblancas. El 31 de octubre y el día de Todos los Santos de 1915 se volverían a jugar otros dos partidos contra los catalanes con victorias bilbaínas 3-2 y 4-0. En ambos partidos jugaría un jovencísimo Sabino Bilbao de 17 años que años después sería mítico jugador rojiblanco. En el segundo partido Zubizarreta conseguiría un hat-trick.

1915 ATHLETIC BARCELONA 4-0

Equipo culé que perdió 4-0 en San Mamés.

(1916) Diecisiete goles en dos partidos. El 8 y 10 de diciembre de 1916, el imbatible equipo rojiblanco conseguiría la increíble cifra de diecisiete goles en dos partidos, 9-1 y 8-0. Esta vez Pichichi, “sólo” consiguió meter la friolera de nueve goles entre los dos partidos.

(1920) Zamora ovacionado en San Mamés. Cuatro años después se jugarían otros dos partidos entre el Athletic Club y FC Barcelona en diciembre de 1920. El resultado sería 2-2 y 3-2 a favor de los de San Mamés. Zamora sería la estrella de estos partidos siendo largamente ovacionado en La Catedral. Éste sería el último partido de Pichichi ante los culés.

(1922) Dos partidos, otras dos victorias. En diciembre de 1922 se jugarían otros dos partidos en San Mamés y el FC Barcelona seguía sin vencer en Bilbao. Ésta vez caerían por 3-2 en el primer partido, con tres goles de Travieso y por 4-1 dos días después con tres goles anulados al equipo rojiblanco por el árbitro Vallana.

1922 BARCELONA

(1923) Serrano de la Mata. El árbitro del partido amistoso disputado en diciembre de 1923, donde Travieso anotaría 4 goles en la goleada bilbaína por 6-0, moriría años después en los sucesos del “Altuna Berri” en la guerra civil junto a otros dos exjugadores del Athletic, Alfonso González Careaga y Jose Antonio Careaga de la Hormaza. Un día antes, el Athletic había conseguido otra victoria por un rotundo 5-2.

(1925) Gol del Lehendakari Agirre. En un partido amistoso disputado el 21 de mayo de 1925, el primer Lehendakari, Jose Antonio Agirre, lograría un gol en la victoria por 3-0 del equipo que entrenaba por aquel entonces Mr. Pentland.

(1925) Suarez y Larraza. Tres días después, el 24 de mayo de 1925, el Athletic ganaría, una vez más, por tres a cero al equipo azulgrana. Dos de los goleadores morirían trágicamente años después. Larraza en un accidente de moto en Arrigorriaga y Suarez quien apareció en una cuneta de una carretera en Alicante durante la guerra civil en 1936.

(1928) Trece años para la primera derrota. Trece años tendrían que pasar desde aquel 1915 para que el Barcelona (y según las crónicas el árbitro, Pedro Escartín, también tuvo algo que ver por sus decisiones arbitrales) derrotara al Athletic en La Catedral. Sería un 21 de febrero de 1928, en el Torneo de Campeones, antesala de la actual Liga, gracias a un solitario gol de Josep Sastre. Ese mismo día el equipo azulgrana depositaría la ofrenda de flores ante el busto de Pichichi de Quintin de la Torre.

(1929) Primer partido de Liga. En marzo de 1.929 el FC Barcelona entrenado por James Bellamy, antiguo exjugador del Arsenal, era derrotado en San Mamés por 5-1 con goles de Unamuno (2), Lafuente (2) y un gol de Graciano, el tío-abuelo de Ander Herrera.

(1930) Campeón Liga de 1929/1930. Un año después, en 1930, con Mr. Pentland en el banquillo rojiblanco, volvía a ganar en casa al equipo de Bellamy por 4-3. Gorostiza a 8 minutos del final rompía el empate a tres que ondeaba desde el descanso y otorgaba su primera liga al equipo rojiblanco. Txirri II conseguiría el gol más rápido (1’) en los duelos entre rojiblancos y azulgranas.

(1930) La Copa en San Mamés. La primera eliminatoria de Copa disputada en San Mamés contra los azulgranas fue un 18 de mayo de 1930. Los pupilos de Mr. Pentland ganarían por la mínima (2-1) con goles de Iraragorri y Gorostiza en semifinales. El camino hacia el primer doblete rojiblanco estaba despejado.

(1930) Último amistoso antes de la guerra. El último amistoso antes de la guerra civil fue en noviembre de 1930 con resultado de empate a 3. Los goles rojiblancos fueron marcados por Uribe, Unamuno y Mandaluniz, quien años después sería “pitxitxi” en la liga francesa.

(1931) La mayor afrenta culé. La mayor derrota que ha sufrido el Barcelona en la Liga ocurrió en San Mamés en febrero de 1931. El Athletic le endosó un escandaloso 12-1 al conjunto azulgrana con siete goles de Agustín Sauto “Bata”.

IMAGENES GOLEADA 12-1

Remate en el partido de la mayor goleada conseguida en San Mamés.

(1933) Doble Hat-trick en un partido. El 24 de diciembre de 1933, Iraragorri y Gorostiza conseguirían tres goles cada uno para el equipo de Patricio Caicedo en la victoria  bilbaína por 6-1.

(1928-51) En veinte temporadas, dos derrotas. En las primeras veinte temporadas de Liga, el Athletic conseguiría 18 victorias y sólo dos derrotas ante los culés, consiguiendo al menos un gol en todos los partidos y en quince de ellos 3 ó más goles.

(1935-1951) Trece victorias consecutivas. Desde la temporada 1935/36 hasta la temporada 1950/51, el Athletic conseguiría ganar siempre al Barcelona en Liga en San Mamés. Trece victorias consecutivas con un balance de 47 goles a favor (más de 3,5 goles por partido) por 22 goles en contra.

(1940) Gol del tío-abuelo de Letizia. Rocasolano II, hermano del abuelo de la vigente reina española Letizia Ortiz, conseguiría un gol en enero de 1940 en un partido épico que los Leones volverían a ganar una vez más. El resultado final sería de 7-5 con un hat-trick del durangués Patxi Garate.

(1943) Hat-trick de Zarra en Liga. En el primer partido que disputó Telmo Zarra en San Mamés contra el Barcelona consiguió tres goles en la victoria bilbaína por 5-2. Panizo y Gainza hicieron los otros goles. Un año antes había sido Unamuno, quien a pesar de fallar un penalti, sería el triple goleador del equipo de Juan Urkizu que ganaba al equipo culé, esta vez, por 6-3.

(1945) Hat-trick de Zarra en Copa.  Quince años después del último enfrentamiento de Copa entre catalanes y vascos en San Mamés, en marzo de 1945 el Athletic, con un equipo de circunstancias, eliminaría al equipo culé por 3-1 en un partido que hizo recordar a los viejos aficionados las jornadas gloriosas.

(1940-1955) Zarra imbatible en San Mamés. Con el ariete rojiblanco en el campo la victoria del equipo rojiblanco en Liga estaba asegurada. En todos los encuentros disputados con Zarra en el campo los puntos en disputa en Liga se quedarían en Bilbao.

(1952) Emilio Aldekoa. Emilio Aldekoa, después de su etapa en el Athletic y Valladolid, sería el primer exrojiblanco que jugaría en San Mamés con el equipo blaugrana en Liga. Fue el día de reyes de 1952 y el “regalo” de los nois fue un abultado 0-3 con goles de Basora (2) y Vila acabando con la racha de 13 victorias consecutivas del Athletic. Fernand Daucik, quien luego entrenaría al Athletic, era el entrenador culé.

EMILIO ALDEKOA

Emilio Aldekoa

(1954) Lesión de Kubala. En mayo de 1954, Arieta I lesionó en partido de semifinales de Copa el menisco y los ligamentos de Kubala, quien estuvo fuera de los terrenos de juego más de cinco meses. Sin embargo, el Athletic Club caería eliminado en Barcelona por el equipo de Ferdinand Daucik que ficharía meses después por el equipo de San Mamés.

(1955) El gol del cojo. En 1955, el defensa Canito se lesionó en el minuto 25. Cambió su posición a la de extremo y, en el minuto 50, cazó un balón muerto y superó a Ramallets. Aquello recibió el nombre de “el gol del cojo”.

(1956) Cabezazo de Maguregui. Un cabezazo de Maguregui en el segundo tiempo resolvió un partido frenéticamente disputado por ambas partes que dejaba la Liga de 1956 en manos del Athletic y la clasificación a la segunda edición de la Copa de Europa y de la Copa Latina.

MAGUREGUI

(1958) Los “Once Aldeanos”. En junio de 1958, los goles de Eneko Arieta y Uribe, ambos en la segunda parte, serían una buena renta para la vuelta copera en Barcelona. Ese año, el Athletic sería campeón una vez más al ganar al Real Madrid en el propio Bernabeu.

(1958) Padre e hijo goleadores. El 15 de junio de 1958, Ignacio Uribe conseguía marcar un gol a Ramallets, imitando a su padre, Luis “Volea” Uribe que 28 años antes había batido a Llorens en un partido amistoso en 1930.

(1960) Remontada en Copa. En junio de 1960, el Athletic de Martim Francisco remontaría un 3-1 adverso cosechado en Barcelona con un 3-0 (goles de Artetxe, Garay y Markaida) en La Catedral. El Barcelona contaba entre sus filas con jugadores como Ramallets, Kubala, Villaverde o Luis Suárez. Sería la última vez que el Athletic supera al Barcelona en una eliminatoria copera a doble partido.

(1963-1970) El ‘Txopo’ imbatible. Desde su primer partido, Iríbar acumularía 481 minutos de imbatibilidad en La Catedral ante el Barça. En su sexto partido, en 1970, Lluís Pujol, a centro de Rexach, puso fin al récord del Txopo.

(1966) Dos hermanos goleadores. En marzo de 1966, Arieta II conseguía el único gol de la victoria del Athletic por 1-0 frente al Barça de Roque Olsen. Eneko y Anton Arieta son los únicos hermanos que han conseguido batir en San Mamés al equipo azulgrana en 100 años.

(1967) Expulsión de Rojo I y Benitez. En septiembre de 1967, “Txetxu” Rojo y el defensa uruguayo del Barcelona Benitez fueron expulsados en el minuto 87. El extremo rojiblanco “explotó” al duro marcaje del azulgrana durante todo el partido. Benítez moriría meses después por una intoxicación de mejillones.

ROJO I

Rojo I

(1968) Bajas de Rojo I y Arieta II. Las bajas obligadas de “Txetxu” Rojo y Anton Arieta en el partido de vuelta de Copa de 1968, que se encontraban disputando el mundial militar en Bagdad al estar cumpliendo la mili obligatoria, restaron capacidad ofensiva al equipo de Ronnie Allen y los leones no pudieron meter ningún gol a Sadurní siendo eliminados en semifinales.

(1968) Javier Clemente. En diciembre de 1968, Javier Clemente disputaría su único partido como jugador contra el equipo azulgrana en San Mamés al lesionarse la siguiente temporada. Era su tercer partido como jugador titular en San Mamés y el resultado final fue de empate a uno.

(1972-1975) Sin goles rojiblancos en 320 minutos. A principios de 1970, el Athletic no pudo marcar ningún gol en varias temporadas ante la puerta azulgrana defendida por Miguel Reina, padre de Pepe Reina, y Sadurní, ganador de tres trofeos Zamora. El central Astrain conseguiría romper la mala racha del equipo rojiblanco en enero de 1975.

(1974) Puñetazo de Villar. En 1974, el actual presidente de la RFEF le asestó un puñetazo en el rostro a Cruyff en su primera visita a San Mamés, en el minuto 36, tras una dura entrada de éste a la altura de la espinilla. El partido finalizaría empate a uno.

1974 VILLAR PUÑETAZO A CRUYFF

(1977) El Barcelona en Copa de Uefa. Después de eliminar al Milán de Rivera, el Athletic ganaría en San Mamés al equipo culé por 2 a 1 en cuartos de final de la Uefa de 1977 con goles de Churruca y Dani de penalti que remontaban el gol inicial de Asensi. Escasa renta aunque suficiente para seguir camino a nuestra primera final europea frente a la Juventus después del épico empate en el Nou Camp dos semanas después.

(1980) Hat-trick de Sarabia. Cuando se cumplía el cincuentenario de la Liga, el 21 de diciembre de 1980, Manolo Sarabia conseguiría tres goles ante la puerta defendida por el vasco Artola en la victoria rojiblanca por 4-1. Noriega completaría los goles vascos y “Tarzán” Migueli el único gol catalán. El anterior Hat-trick rojiblanco había sido conseguido por Artetxe veintidós años antes, en marzo de 1958.

MANU SARABIA CROMO

(1981) Lesión de Schuster. En diciembre de 1981 el jugador alemán caía lesionado en San Mamés por entrada de Goikoetxea lesionándose para el resto de la temporada.

(1981-1985) El equipo Txapeldun. A principios de la década de los 80, el joven equipo de Javier Clemente disputaría partidos de poder a poder en San Mamés con el equipo azulgrana que aún se recuerdan entre los aficionados rojiblancos. Tres victorias, un empate y una derrota fueron los números del rubio de Barakaldo en su primera etapa en el banquillo del Athletic.

(1983) Última victoria copera en San Mamés. El último partido ganado en San Mamés en una eliminatoria de Copa contra el Barça fue en marzo de 1983 con Javier Clemente de entrenador. El solitario gol de la victoria fue conseguido por el capitán Dani de penalti. Quince días después el Athletic sería eliminado por el equipo de Cesar Luis Menotti con un 3-0.

(1983-84) Diego Armando Maradona. El jugador argentino llegó a jugar tres partidos en San Mamés consiguiendo tres goles con la camiseta blaugrana en las dos temporadas que estuvo en Barcelona.

(1987-89) Howard Kendall invicto. Con el inglés en el banquillo, temporadas 87-88 y 88-89, se consiguieron dos victorias por la mínima (1-0 y 3-2). Los entrenadores del Barça eran Luis Aragonés y Johan Cruyff. El técnico inglés no conocería la derrota en La Catedral contra el equipo blaugrana en Liga.

(1988) Homenaje a Nuñez. En agosto de 1988, se homenajeó a “Txato” Nuñez con un partido entre el equipo de Howard Kendall y el equipo de Johan Cruyff. Ganarían los Leones por 2-1 con goles de Sarriugarte y Mendiguren.

(1988) Tres exrojiblancos en la alineación del Barcelona. El 10 de diciembre de 1988, en la victoria del Athletic 3-2 sobre los culés, Johan Cruyff alineó a tres jugadores que habían pertenecido a la plantilla del Athletic, Zubizarreta, Julio Salinas y el actual entrenador del Athletic, Ernesto Valverde. En la siguiente temporada volvería a alinear a tres jugadores, ésta vez jugarían Zubi, Julio Salinas y Alexanco, ganado 1-2 con dos goles de Begiristain.

(1991) La mayor humillación rojiblanca. En 1991, el Athletic de Javier Clemente recibiría su mayor derrota al ser vencido por 0-6, con cuatro goles de Stoichkov, otro de Bakero y otro de Julio Salinas. En el equipo rojiblanco jugaba el actual entrenador Ernesto Valverde y en el entrenado por Carles Rexach seis vascos, Zubizarreta, Alexanco, Bakero, Goikoetxea, Begiristain y Julio Salinas.

(1993) Victoria al “Dream Team”. Al final de la Liga de 1993, el Athletic de Jupp Heynckes conseguiría ganar al campeón de Europa de Johan Cruiff con un gol de Ritxi Mendiguren desde fuera del área. El Athletic llevaba tres derrotas consecutivas en San Mamés.

(1999) Pasillo al campeón azulgrana. El equipo de Van Gaal ganó la Liga de 1999 en Vitoria contra el Alavés (1-4) y el Athletic le hizo pasillo en la jornada siguiente. El partido terminó 1-3. Guardiola y Felipe Gurendez fueron expulsados.

(2000) Expulsión del “Presi”. Josu Urrutia, actual presidente del Athletic Club sería expulsado por doble amarilla en septiembre de 2000. Minutos antes Dutruel también había ido a vestuarios antes de tiempo. Larrazabal (dos goles de penalti) y Yeste serían los goleadores del Athletic en una trabajada victoria por 3-1.

(2002) Karmelo Bernaola. En junio de 2002 moría el gran compositor de música vasco Karmelo Bernaola quien sería homenajeado al inicio del primer partido de liga disputado en San Mamés la temporada 2002/03 con un saque de honor realizado por su hijo.

(2003) Minuto de silencio por Javier Uria. El 30 de agosto de 2003, en la primera jornada de Liga, se guardó un minuto de silencio por la muerte del presidente del Athletic Javier Uria durante el verano por un cáncer de garganta.

(2006) Victoria al Campeón de Europa. Tres días después de la victoria azulgrana al Arsenal en París, en mayo de 2006, proclamándose campeón de Europa, el Athletic le derrotaba en San Mamés por tres a uno, con goles de Iraola, Felipe (sería su último partido de rojiblanco) y Oleguer en propia puerta.

(2009 y 1983) Supercopa. Se han disputado dos finales de la Supercopa en San Mamés, ambas contra el Barcelona. Los dos partidos jugados en San Mamés finalizaron con derrota rojiblanca. 1-3 en 1983 y 1-2 en el 2009.

(2000-2014) Siglo XXI. De los quince partidos disputados en el siglo XXI, el Athletic sólo ha podido vencer en tres y empatar en cinco de ellos, consiguiendo en total 16 goles a favor y 21 en contra.

(2011) Último enfrentamiento en Copa. En la temporada 2010/11 el Athletic entrenado por Joaquín Caparrós empataba en San Mamés a uno contra el equipo de Josep Guardiola. El valor doble de los goles en campo contrario daría la eliminatoria a los azulgranas.

(2013) La última victoria en Liga. Todos los aficionados del Athletic recordamos la última victoria de los Leones en San Mamés por uno a cero. Fue  el primero de diciembre de la pasada temporada con un solitario gol de Muniain en el minuto 70.

Debuts de Leones en San Mamés. Once cachorros se hicieron leones en San Mamés contra el Barcelona. Algunos con más suerte que otros. Ochandiano (1929), Ramos (1935), Varela (1943), el recientemente fallecido “Manolín” (1949), Torre (1958), Iñaki Sáez (1962), el “pichichi” Carlos (1970), Beitia (1970), Del Val (1990), Jonan (2003) o, el último en debutar y con casi 500 partidos disputados, Andoni Iraola (2003).

Goleadores históricos. Como no podía ser de otra forma, Zarra es el rojiblanco que más goles ha conseguido meter al equipo catalán entre Liga y Copa en San Mamés (12). Gorostiza (11), Bata (9), Panizo (9) y Unamuno (8) son otros de los goleadores históricos del Athletic. Pichichi conseguiría 13 goles en partidos amistosos disputados en San Mamés antes de la creación de la Liga.

Goleadores en la plantilla actual. De la actual plantilla solamente 4 jugadores han conseguido batir al portero del FC Barcelona en La Catedral en alguna ocasión, Iraola, Toquero, Susaeta y Muniain con un gol cada uno.

Jugadores defensores de ambas camisetas en San Mamés. Hasta nueve jugadores han defendido las dos camisetas en La Catedral en los enfrentamientos entre el Athletic y el FC Barcelona. Aldekoa, Garay, Zabalza, Alexanco, Zubizarreta, Valverde, Goikoetxea, Santi Ezkerro y Julio Salinas. Éste último es el único jugador que ha conseguido gol para ambos equipos.

Entrenadores en los dos banquillos. Ferdinand Daucik y Salvador Artigas son los dos únicos entrenadores que se han sentado en los dos banquillos de San Mamés defendiendo los intereses de los dos equipos en un Athletic-Barcelona. Ralph Kirby también fue entrenador de ambos equipos aunque con el Athletic no llegó a enfrentarse al equipo culé.

Jugadores y entrenadores del Athletic. Roberto Etxebarria, Juanito Urkizu, José Iraragorri, Ángel Zubieta, Piru Gainza, Rafa Iriondo, Koldo Agirre, Iñaki Saez, Javier Clemente, Jose Ángel Iribar, Txetxu Rojo, Txutxi Aranguren, Javi Irureta, Jose Mari Amorrortu, Ernesto Valverde y Félix Sarriugarte, son los 16 entrenadores del Athletic Club que también se enfrentaron al FC Barcelona como jugadores en La Catedral.

Partidos totales en San Mamés. En La Catedral se han disputado en estos 100 años, 83 partidos de Liga, 14 de Copa, 2 de Supercopa, 1 de Copa de la Uefa y 18 partidos amistosos en total. De los 100 partidos oficiales disputados se han ganado 49, empatado 23 y perdido 28. Y de los 18 amistosos se han conseguido ganar 14, 3 empates y una sola derrota.

Iraragorri. El regalo de Reyes de Mr. Pentland.

El 5 de Enero de 1930, hace 85 años, debutaba de la mano de Mr. Pentland en el primer equipo del Athletic, un jóven de Galdakao llamado “Josetxu” Iraragorri, dando así inicio a la denominada “Primera Delantera Histórica” que conseguiría en años posteriores grandes éxitos para el equipo rojiblanco. Era el regalo de Reyes de Mr. Pentland.

El público no faltaba a su cita en San Mamés y los aficionados cada día de partido llenaban de ambiente la Gran Vía mientras se dirigían al partido. Vicente “Jaungoikoa” Alayo, tenía que acondicionar sus camiones y camionetas, habitualmente dedicadas al transporte de mercancías, para trasladar al público haciéndoles una dura competencia a los taxistas.

Hacía casi un mes, el 1 de diciembre de 1.929, en el primer partido de liga contra el Real Madrid se había inaugurado la cubierta de la grada sur o grada de Capuchinos mejorando la comodidad de los sufridos espectadores de las localidades más baratas del campo. El abono mensual para la nueva grada cubierta se estableció en seis pesetas.

El Athletic iba a disputar el sexto partido de la segunda Liga. Hasta entonces, solamente se había conseguido una victoria (contra el Real Madrid en San Mamés en el primer partido de Liga) y cinco empates. La inclusión del nuevo fichaje del Barakaldo de Agustín Sauto Arana “Bata” como interior derecha acompañando a Lafuente como extremo no estaba dando los frutos deseados. No se perdían los partidos pero tampoco se ganaban y el FC Barcelona, ganador de la anterior Liga, se escapaba en la clasificación general. La solución que Mr. Pentland tenía en la chistera en el bombín sería fundamental para la consecución de la primera Liga para el Club rojiblanco.

Un joven de Galdakao, llamado Josetxu Iraragorri Ealo, de apenas 17 años estaba despuntando en el equipo de reservas del Athletic. Tenía una gran visión de juego y, lo que era mejor todavía, un disparo demoledor. Estaba dentro de las filas del Athletic desde Agosto de 1928 y provenía del Deportivo Galdácano. Mr. Pentland, a pesar de su edad, decidió que ya estaba preparado para subir al primer equipo. Era su regalo de reyes para la parroquia de San Mamés.

IRARAGORRI EN 1930

Iraragorri contra el Barcelona (1930)

Así fue, entonces, como un 5 de enero de 1930, tarde de reyes, hace 85 años debutaba en partido oficial el “Txato de Galdakao” junto a los ya titulares Lafuente, Unamuno I, Txirri II y el recientemente fichado Gorostiza. La primera delantera histórica del Athletic estaba preparada para debutar e iniciar la leyenda. El rival era el temible Real Unión que tenía entre sus filas jugadores de la talla de Emery (abuelo del entrenador del Sevilla), René Petit, Ganborena, Luis Regueiro, Urtizberea o Garmendia.

A pesar del frío, hacía una tarde espléndida y había una gran entrada. Apenas se habían disputado 12 minutos cuando el medio centro rojiblanco Muguerza pasaba adelantado a Unamuno a quien una entrada de Berges le hacía caer al suelo. Txirri II, el cerebro de las medias caídas, aprovechó que el balón quedaba suelto y lanzó un gran tiro desde fuera del área que entró por un ángulo sin que el gran Emery pudiera hacer nada. Un minuto después, otra vez Txirri II hizo un pase a Lafuente por la derecha, éste realiza un centro característico y el propio Txirri II cabeceó a la red subiendo el segundo gol al marcador. Cinco minutos después, otra vez Txirri II pasaba esta vez a la izquierda, donde se encontraba Gorostiza quien disparaba dando en el travesaño y Unamuno atento remataba a la red. El público estaba encantado. No habían pasado 20 minutos del encuentro y el Athletic ganaba 3 a 0.

txirri ii

Txirri II, el cerebro de las medias caídas.

Pero la reacción del Real Unión no se hizo esperar y al descanso se iría con un 3-2 tras los goles de Urizberea y de Luis Regueiro. Tras el descanso el Athletic conseguiría otros dos tantos el primero obra de Txirri II a la salida de un córner y el segundo de Gorostiza de potente disparo.

Las crónicas del primer partido oficial de la primera delantera histórica dirían “El Athletic ha jugado un buen partido, destacando la labor de los delanteros, que han tirado mucho y bien, pero con mala suerte, pues nueve veces ha dado el balón en los palos. El mejor de los dos equipos ha sido Aguirrezabala, más conocido por Txirri II, que ha hecho un formidable partido, tanto tirando como pasando. La inclusión de Iraragorri ha sido un acierto, pues ha dado mucha moralidad a la delantera.

Desde ese día hasta final de temporada, Iraragorri sería titular indiscutible. Realmente, hasta no tener la Liga ganada, a falta de dos partidos, Mr. Pentland no cambiaría de delantera. El joven Iraragorri a pesar de no conseguir un gol en su partido de debut (aunque estuvo cerca de hacerlo en repetidas ocasiones) su marca en toda la temporada fue fantástica, 13 goles en 13 partidos consiguiendo, por ejemplo, 3 goles en Atotxa en la histórica victoria rojiblanca frente a la Real Sociedad de Benito Díaz (1-7) y 4 goles frente al Espanyol de Jack Greenwell (6-0) en San Mamés.

1930 ATHLETIC CAMPEON

En toda la temporada restante decíamos, con la delantera histórica, el Athletic no perdería ningún partido, ganando once de ellos y empatando solamente dos, contra el Barcelona FC y el Real Unión, los dos fuera de San Mamés. Se conseguiría la magnífica cifra de 63 goles a favor (una media de 3,5 goles por partido) por 28 en contra, resultando premiado Gorostiza como máximo realizador y el gran portero Blasco como portero menos goleado.

La leyenda de la primera delantera histórica, Lafuente, Iraragorri, Unamuno I (luego sería Bata el delantero centro), Txirri II y Gorostiza, había comenzado.

1929-30: La Leyenda del Primer Doblete del Athletic. ( I )

La era de los románticos había finalizado. Las seis largas temporadas que el Athletic, un equipo campeón, llevaba sin ganar un título supuso desligarse del amateurismo para siempre. En la campaña 1929-30, todos los componentes de la plantilla rojiblanca verían remunerados sus sudores y sacrificios. Carmelo Goyenechea , el último jugador amateur del Athletic, se acababa de retirar la temporada pasada sin cobrar nunca por jugar y donando las 25.000 ptas recibidas en su despedida, como jugador y capitán del Athletic Club, al Hospital de Basurto para que se sostuviera a perpetuidad una cama con su nombre. De hecho, dos temporadas antes, en la campaña 1927-28, ya sólo quedaban cuatro amateurs en la plantilla.

Manu de la Sota, armador bilbaíno y presidente del Athletic entre 1926-29, “estimuló” al equipo hacia el profesionalismo en una osada determinación que seguramente supuso la supervivencia del Athletic y empezó a traer a la Villa a las mejores promesas de Euskadi. Así llegaron por tanto jugadores de la calidad de Blasco (Acero Club en 1927), Muguerza (SD Eibar en 1929), Juanin (Osasuna en 1926), Lafuente (Barakaldo en 1926), Roberto (SD Eibar en 1928), Unamuno (Deportivo Alavés en 1928), Urkizu (Real Madrid CF en 1929), Garizurieta (Erandio en 1927), “Bata” (Barakaldo en 1929), Iraragorri (Elexalde en 1929), Chirri II (Infantil Athletic en 1927), Mandalúniz (Elexalde en 1928) y Gorostiza (Racing de Ferrol en 1929), que años más tarde serían figuras indiscutibles y leyendas del equipo rojiblanco.

En el verano de 1929, ya con Manuel Castellanos como presidente sustituyendo a Manu de la Sota, se había completado una plantilla que si no conseguía títulos prometían goles, muchos, muchísimos goles. Para la dirección de este equipo se conseguía atraer otra vez al mítico Mr pentland, el último entrenador que había conseguido un título para el Athletic. El técnico inglés de Wolverhampton dejó sin dudar el Athletico de Madrid ante la oferta del Athletic para volver al Botxo y sustituyó a Lippo Hertzka quien se fue a entrenar al Real Madrid FC llevándose con él al portero Vidal quien veía en Blasco un rival demasiado grande para la titularidad.

Así pues, comenzó la temporada con los partidos amistosos en Erandio (1-0 en contra del Athletic), en Getxo contra el Arenas como complemento a las 20.000 ptas abonadas por el fichaje de Gorostiza (1-5 a favor del Athletic), Barakaldo (2-1 en contra) y el último, un día antes de comenzar el Campeonato Regional, contra el Racing en Santander con una rotunda victoria por 1-5.

Al día siguiente, el 22 de septiembre de 1929, daba comienzo el Campeonato Regional de Bizkaia con los equipos Arenas Club, Deportivo Alaves, Barakaldo, Sestao y el propio Athletic. Las tres rotundas victorias del Athletic en los primeros partidos del Campeonato, ante el Deportivo Alavés en San Mames por 4-1, ante el Barakaldo por 2-4 y el Sestao 4-2 hacía presagiar un Campeonato exitoso para el conjunto rojiblanco quien contaba sus triunfos por victorias.

Pero una semana nefasta para los intereses del Athletic a finales de Octubre con dos derrotas consecutivas ante el Arenas de Getxo en Ibaiondo por 2-1 y otra ante la sorpresa del Campeonato, el Deportivo Alavés en Gasteiz por 3-2, llevaría a los rojiblancos a perder el Campeonato Regional a pesar de la enorme reacción del excepcional final de la temporada regional que realizó en Noviembre, con goleadas ante el Barakaldo en San Mames por ocho a cero (con doblete para “Bata”, que el año pasado jugaba en el equipo baracaldés, y Unamuno), por cero a cuatro en Las Llanas contra el Sestao (con otro doblete para Unamuno) y un rotundo siete a cero contra el Arenas (donde Gorostiza consiguió el primer “Hattrick” de su carrera), en beneficio del equipo alavés que se llevaría el Campeonato Regional empatado a doce puntos con el Athletic y que contaba con una de las defensas que años después sería la más famosa del panorama nacional anterior a la guerra civil, los “vascos” Ciriaco y Quincoces.

Terminado el Campeonato Regional, y al clasificar para el Campeonato de España, organizado por la Federación Española que por aquel entonces presidía Ricardo de Irezabal (presidente del Athletic Club años atrás y posteriormente organizador de la gira del equipo Euzkadi en la guerra civil), tres equipos la Federación de Bizkaia, el Deportivo Alavés como campeón, el Athletic Club como subcampeón y el Arenas Club como tercer clasificado, competirían en el citado campeonato nacional en los meses de Abril y Mayo contra equipos tan potentes como el FC Barcelona, Real Madrid FC, Real Sociedad, Real Unión de Irún, Celta de Vigo o el campeón de la última edición de 1929 el RCD Español.

Pero antes de disputar la Copa del Rey, que el año siguiente se pasaría a llamar Copa del Presidente de la República, se tendría que luchar por la segunda edición de la liga de la Primera División que constaba de 10 equipos, de los cuales cuatro de ellos vascos, el Athletic Club, el Real Unión, la Real Sociedad y el Arenas Club; tres catalanes, el FC Barcelona, campeón el año anterior, el RCD Español y el CD Europa; dos madrileños, el Real Madrid FC y el Athlético de Madrid; y por último el Racing de Santander que había evitado el descenso la temporada pasada al ganar el partido de promoción.

En este campeonato, se habían incluido dos reglas “novedosas” respecto al año anterior. La primera era que el último clasificado descendería directamente a la segunda división y sería sustituido por el Campeón de la división de Plata, anulando así el partido de promoción que se había disputado la temporada anterior. Y la segunda regla era que se permitían las sustituciones de los jugadores durante los partidos, aunque únicamente en el caso de los guardametas.

Así pues, el 1 de diciembre de 1929, comenzaría a gestarse la leyenda del primer “doblete”.

Fin de … 1929-30: La Leyenda del Primer Doblete. Parte I: El Campeonato Regional.

Continuará …. Parte II: El Campeonato de Liga y Parte III: El Campeonato de Copa.

Carmelo, el último jugador amateur del Athletic. ( I )

Este mito MITO del Athletic nació en Deusto un año señalado, 1898, como si fuera una premonición, un presagio y murió en Noviembre de 1984 celebrando el último doblete rojiblanco de Javier Clemente.

Carmelo Goyenechea Urrusolo. Fue en el Colegio de San Antonio de Deusto donde jugó los primeros partidos de su vida, cuando cursaba el bachillerato. Un día jugó contra un equipo mixto de los primeros y segundos del Athletic admirablemente marcando tres goles. En vista de estas “recomendaciones” y para evitar que siguiera dándole disgustos, William Barnes, el mítico Mr. Barnes del que ya hemos hablado en otro post, lo invitó a ir a Barcelona con el Athletic. Era el año 1914 y Carmelo apenas contaba 16 años. Allí estuvo afortunado y marcó un gol avanzando desde medio campo y driblando a varios enemigos. Pasar no sabía aún, nadie le había enseñado ni corregido. Así quedó incorporado al Athletic.

Cuando se fundó el Deportivo de Deusto, hubo de formar parte de él, por ser de allí, cediendo al ruego de los fundadores, jugando de medio centro, interior izquierda y delantero centro.

Inauguró el campo de EtxeZuri el 28 de Enero de 1917 en Deusto en un encuentro contra el Athletic. Era un campo de 101 metros de largo por 66 de ancho que disponía 3.700 m2 de espacio para el público. Sus padres todavía no iban a verle, y hasta le prohibieron jugar al football durante algún tiempo. El Deusto andaba todavía por la segunda categoría del Campeonato Regional, pero en dos temporadas consecutivas (1916/17 y 1917/1918) consiguió colarse en la máxima categoría de la Federación Norte, que por aquel entonces estaba presidida por Luis Astorquia, portero del Athletic y hermano del mítico Juan Astorquia.

La primera temporada del Deusto en primera categoría (1918/1919) no fue nada fácil aunque tenían un buen equipo. Urdargarin como portero; Arano y Martínez de “backs”; Cortadi, Arostegi y Celaya de medios; y como delanteros Chacho, Cortina, Zubizarreta, Carmelo y Zubiria. Pero se tenían que enfrentar a lo más granado del fútbol vizcaíno. Los hermanos Belauste, Pichichi, Germán Etxebarria, Acedo, Hurtado, Laca formaban un Athletic espectacular que pronto serían sus compañeros. Y el Arenas, campeón de la Copa de ese año, formado por nombres míticos como Jauregui, Vallana, Domingo Careaga, los hermanos Peña, Pagaza, y Félix Sesúmaga. Todos ellos mitos del fútbol vasco. El Deusto, como último clasificado, tuvo que jugar la promoción con el Fortuna para saber si mantendría la categoría. En el partido de desempate en San Mames, consiguió la victoria en el encuentro definitivo por 2-1 por lo que se quedaba en la categoría A un año más.

La siguiente temporada (1919/1920) fue muy parecida a la anterior. Partidos emocionantes y duros con lo que los jóvenes jugadores del Deusto adquirieron una magnífica experiencia. En esa temporada, Carmelo despuntó hasta tal punto que estuvo cerca de participar en la Olimpiada de Amberes. Fue seleccionado para la VII Olimpiada pero en un partido de entrenamiento en Atotxa se puso indispuesto con fiebre y se tuvo que volver para casa.

La temporada 1920/1921 fue magnífica tanto para el Deusto como para Carmelo en particular. Empezó ganando al Erandio por 5-0 y empatando con el Racing lo que le aupaba al segundo puesto de la clasificación. El equipo del Deusto, que ya les llamaban “los tomateros”, se había modificado de tal forma que se codeaba sin merecer con los equipos más potentes de la región. Consiguió acabar tercero en la clasificación final del campeonato con los mismos puntos que el segundo, el Arenas, y hasta ganó en EtxeZuri al Athletic, quien acabaría campeón de Copa de ese año, en un emocionante partido que finalizó por 3-1 a favor de los deustotarras.

La temporada de Carmelo, como decíamos, fue espectacular. Esto le permitió, por ejemplo, jugar como refuerzo de la Real Sociedad ante el Saint Gillois belga. Jugó de delantero centro, consiguió un gol y según las crónicas estuvo colosal. También le invitaron a participar en el primer partido del Athletic ante el West Ham de los cuatro que les enfrentó con el equipo inglés. Como premio al juego desarrollado esa temporada Carmelo pasaría a pasar a jugar con el equipo de San Mames las siguientes ocho temporadas siendo uno de los mitos rojiblancos de aquellos años anteriores al comienzo de la Liga. Los buenos resultados del Deusto esa temporada junto el dinero que el Athletic desembolsaría por Carmelo permitieron reformar EtxeZuri que presentaría desde entonces un hermoso tapiz verde donde antes había tierra arenosa.

El comienzo del Campeonato Regional (1921/22) no fue excesivamente bueno para el Athletic de Mr. Burton. El inglés quien abandonaría pronto la disciplina rojiblanca al no adaptarse al clima de Bilbao por una enfermedad contraída en la Primera Guerra Mundial no supo dar con la tecla para sacar el máximo provecho de los jugadores rojiblancos. Sin embargo Carmelo empezaba a demostrar sus cualidades. En los primeros siete partidos del Campeonato consiguió la cifra de ocho goles. Carmelo dominaba ya admirablemente el balón y era un maestro en el dribling a toda marcha, un dribling de avance. Era como una flecha hacia la portería que los años posteriores disfrutarían los espectadores de San Mames.

Como diría Mr. Pentland años después, más vale una mala idea que no tener ninguna. Y sin duda alguna Carmelo no paraba de “idear”.

Continuará …. Carmelo, el último jugador amateur ( y II)

Acero Club ( I ). Los leones de Olabeaga.

El Acero Club. Los leones de Olabeaga.

Comenzamos la historia del Acero Club una vez finalizada la temporada 1921-1922, dos años después de su fundación (1920) gracias a un grupo de obreros de los astilleros de Euskalduna, consiguiendo el ascenso a la Serie B después de dos años de lucha al hacerse con el título de la Serie C de la Federación Regional. Como dato paralelo en esa temporada, en Bilbao, se había muerto “Pichichi” el primero de marzo de 1922 y Juan Arzuaga había sustituido a Mr. Burton en el banco del Athletic.

En la temporada siguiente 1922-1923, el Acero Club consigue el título de campeón de la serie B del campeonato regional contra equipos “históricos” como el Abandotarra, Padura, Fortuna, Cultural, Deportivo, Euzkotarra, New Club y Baskonia, después de ganar de una forma sensacional el trofeo perdiendo únicamente un partido. Al triunfar en el campeonato regional, el Acero Club participó en el Campeonato estatal de la serie B en representación de la Federación Vizcaína. El Club de Olabeaga fue eliminado en primera ronda (cuartos de final) por el Unión Sporting de Madrid representante de la Federación Centro  a pesar de haber ganado el primer partido en San Mamés por 7 a 1. La vuelta del partido y el partido de desempate se disputaron en Madrid, pasándoles factura el campo duro ya que perdieron por 2-0 el primero y 6-0 el partido de desempate (por aquel entonces no se tenía en cuenta el global de los goles, lástima).

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Acero Club de Olabeaga. Campeones Serie B de Vizcaya. 1922-23

La alineación de los bilbaínos en Madrid la componían Messenguer, Allende, Valera, Irazu, Gojenuri, Chiarril, Alonso, Labaca, Santos, Teófilo y Echevarría. Eran un equipo codicioso y luchador pero el clásico pase largo muy adecuado para los campos blandos del norte que practicaban no era adecuado para el campo duro de los madrileños. En este equipo ya destacaban nombres como el portero aragonés Messenguer, quien jugaría en la primera liga con el Athletico de Madrid en la temporada 1928-1929 con Mr. Pentland en el banquillo madrileño, o Santos Gojenuri, hijo del cuidador del campo de San Mames José Gojenuri conocido por los aficionados como “Sandiós” al estar todo el rato diciendo a los txabales que se acercaban al campo “¡Sandiós no pises la hierba! ¡Sandiós, no pases por ahí!”.

Así mismo, al haber ganado el Campeonato Regional de Bizkaia de la Serie B, el Acero Club tuvo la oportunidad de jugar una eliminatoria de ascenso a la Serie A contra el Deusto quien había obtenido el último puesto en dicha serie con el fin de disputarse la participación de la máxima categoría Regional del año siguiente. El partido fue vencido por el Deusto por 3-1 por lo que el Acero Club tendría que disputar un año más la Serie B del Campeonato Regional.

Como consecuencia de la victoria en la segunda categoría de la Federación Norte y su participación en el Campeonato Estatal, el Acero Club fue invitado a participar en numerosos partidos una vez acabada la temporada. En Santander contra el New Racing Santanderino (1-2 con victoria bilbaína), la Copa Juan Alzaga en Zorroza (la ganó el Acero ganado 3-0 al Zorroza), o en Pamplona en el homenaje del Osasuna  a Juan Urquizu (quien luego jugaría en el Madrid y Athletic, y entrenaría exitosamente al equipo rojiblanco) donde perdió el Acero Club 3-0.

En la temporada 1923-1924, vuelve a arrasar conseguir el título de campeón de la serie B del campeonato regional sin perder ni uno sólo de los partidos disputados, empatando únicamente en uno de ellos, y por consiguiente volvió a lograr su participación en el Campeonato nacional en representación de la Federación vizcaína.

Antes de disputar la fase eliminatoria estatal, el Campeón de la Serie A, el Athletic Club, y el Campeón de la Serie B, el Acero Club, disputaron un partido amistoso en San Mamés como homenaje a sus aficiones. Por parte del Athletic se alinearon Vidal; Careaga, Duñabeitia; Sabino, Larraza, Ochandiano; Cantolla, Aguirre, Larracoechea, Carmelo, Goyenechea y Alonso. Por el Acero, Santos; Abaitua, Varela; Bedoya, Gojenuri, Calero; Labaca, San Cristobal, Hierro, Teófilo y Juanito. Ese día el resultado era lo de menos, 6-0 para el Club rojiblanco. Como anécdota ese partido lo disputó el Lehendakari Aguirre que años más tarde se despediría también con el equipo de Olabeaga de la competición oficial en un partido en el Campeonato Regional la temporada 1925-1926.

En los cuartos de final y semifinales con el mismo ímpetu y fuerza que en el Campeonato Regional, eliminó primero al equipo representante de la Federación Gallega, el Alfonso XIII de Pontevedra, (ganando 3-1 en San Mamés, perdiendo el segundo partido por 3-0 en Pontevedra, pero ganando el partido de desempate en la misma ciudad por 1-3); y después, en semifinales, a la Agrupación Deportiva Ferroviaria de Madrid, ganando por 3-5 en Madrid y empatando a 2 en San Mamés.

Por tanto, después de una temporada fantástica el Acero Club, en menos de cuatro años después de su fundación conseguía llegar a la final del Campeonato estatal de la Serie B, jugaría en Sevilla (pese a las protestas de los dos equipos por la distancia que debían recorrer para jugar la final, el coste del traslado para dos clubs incipientes y la temperatura que iba a hacer en la capital hispalense) frente al equipo navarro del Osasuna quien también se había armado con un equipo fantástico para esa temporada y que como señalábamos anteriormente tenía en sus filas al jugador de Ondarroa Juan Urquizu.

El equipo bilbaíno alineó entre sus filas a Santos; Abaytua, Varela; Bedoya (quien moriría pocos años después), Josetxu, Calero; Labaca, Julian, Quirós, Teófilo y Juanito, no pudiendo disponer de su medio centro y una de sus “estrellas” Gojenury. A pesar del tanto de Urquizu para Osasuna, el Acero Club ganaba el disputado encuentro con dos goles del delantero centro, codicioso y hábil, del club de Olabeaga, Quirós.

Así pues, el mismo día (4 de mayo de 1924) que el Real Unión de Irún vencía al Madrid FC en Atotxa proclamándose Campeón de Copa de la Serie A por 1 a 0, el Acero Club se convertía en Campeón estatal de la Serie B por primera y única vez en su historia.

El recibimiento fue apoteósico. Inmenso gentío esperaba la llegada de los jugadores en el “rápido” de Madrid. Había seis bandas de música además de una representación de todos los Clubs Deportivos de Bilbao, el Alcalde, los concejales y numeroso gentío. Entonando el famoso “Alirón”, la multitud llevó en volandas al equipo hasta varios coches que les pasearon por las calles de la Villa. La comitiva, después de un lunch en la sede de la Federación y entre constantes aplausos, a las nueve de la noche, fueron conducidos al muelle del Arenal, donde les esperaba una gabarra tirada de un remolcador, propiedad del Armador y “Sportmen” Manu de la Sota, a bordo del cual los jugadores se trasladaron al barrio de Olabeaga, dando comienzo a una tradición que ha permanecido en el tiempo. Numerosas personas a ambos lados de la ría ovacionaban el paso de los jugadores. Tal era la euforia que, a causa de la aglomeración, en Olabeaga se cayó a la ría el vecino Miguel Landa y como la marea estaba baja se pegó un fuerte golpe y tuvo que ser trasladado al hospital.

Nadie se acordaba de las penurias económicas que habían pasado para poder disputar la final. El Acero Club tuvo que pedir dinero a la Federación Vizcaína quien se lo concedió. Meses después ésta se lo pidió a la Federación Nacional (unas 17.000 ptas de entonces) y el conflicto se solucionó pagando las Federaciones el 50% cada una de ellas.

Ese año tampoco conseguirían subir a la serie A (no pudieron ganar al último clasificado de la primera categoría vizcaína, el Deusto) por lo que disputarían un año más la segunda categoría regional.

Tal y como sucediera el año anterior, el Acero disputó antes de la temporada numerosos partidos amistosos pues era reclamado por muchos equipos que querían medir fuerzas con el flamante vencedor estatal de la serie B. El Oviedo, el Deportivo de Logroño y viajaron hasta Tarrasa para disputar y ganar la Copa “Pilar Alonso” de la ciudad catalana.

En la Temporada 1924-1925, volvieron a ganar por tercera vez consecutiva el Campeonato Regional de Vizcaya, Serie B, consiguiendo participar en la liguilla de cuartos de final (se habían cambiado las normas del Campeonato estatal al haber más Federaciones) de tres equipos que se disputarían en acceso a semifinales de la serie B estatal.  El Acero estuvo encuadrado en el tercer grupo junto a los equipos de las Federaciones Guipuzcoanas y Cántabra, el Euskalduna de Rentería y el Racing de Reinosa. Tras un comienzo decepcionante con dos derrotas ante ellos pudo ganar los dos encuentros siguientes que no fueron suficientes para pasar de eliminatoria pues el equipo gipuzcoano había ganado 3 de los cuatro partidos disputados.

Después de esta decepción, el Acero Club disputó la promoción con el colista de la serie A regional, el Deusto una vez más, y después de tres emocionantes encuentros conseguía el ansiado ascenso a la máxima categoría regional. El Acero Club conseguía, después de ganar el primer encuentro por 3-1 en Chimbo-Ibarra, perder el segundo por 4-1 y ganar el tercero en Lasesarre por 4 a 0 en un partido excepcional, cumplimentar sus aspiraciones de poder disputar el Campeonato con los históricos Clubs vizcaínos Athletic y Arenas, con permiso de Barakaldo, Erandio o Sestao.

A finales de la exitosa temporada (1924-1925) y como premio a la temporada, poca gente sabe que el Acero pudo disputar en San Mamés un partido con la Selección Nacional en San Mamés como partido de preparación del equipo estatal antes de una gira por Austria y Hungría. El partido, aunque con las defensas cambiadas, se disputó a mediados de septiembre de 1925 con resultado de 2-1. La alineación de la selección fue Ertinza; Tasio, Madariaga (todos ellos del acero); Samitier, Gamborena, Peña; Pera, Cubells, Errazquin, Carmelo y Txirri. Por parte del Acero desconocemos su alineación pero como defensas actuaron Vallana y Juanin, y como portero Pedret.

Continuará….

Fin de la Parte I.

Juan Errazquin ( I )

“Ser o no ser” decía Shakespeare. Vivir o morir, vencer o salir vencido, pero jamás rechazar el duelo. Esa era la filosofía de Juan Errazquin, el león de Irún.

“Juanito” nació por accidente en Leones (Argentina), una pequeña ciudad entre Buenos Aires y Córdoba, el 22 de junio de 1906. Cuando todavía era un chaval sus padres vascos regresaron a Euskadi, concretamente a la ciudad de Irún a orillas del Bidasoa, de donde era toda su familia y aprendió a jugar a fútbol con una pelota de trapo como todos los niños de aquella época.

A principios de la temporada 1921/1922, con apenas 15 años, empezaba a destacar en el equipo suplente del Real Unión, jugando esa misma temporada partidos contra equipos como el Osasuna, Tolosa o Barcelona, y hasta encuentros internacionales como contra los franceses del Vie au Grand Air de Medoc o el famoso conjunto Belga Royal Daring formando parte de la delantera en algún partido junto a su ídolo, el inigualable Patricio Arabolaza, y entrenado por el “mister” y masajista Mr. Harris.

En la siguiente temporada, 1922/1923, participó notablemente en el equipo suplente del Real Unión junto a su inseparable amigo y magnífico medio centro Gamborena, jugando numerosos partidos como la inauguración del campo La Ciudad Lineal del Madrid FC, los competidos y siempre emocionantes derbys con la Real Sociedad u otros equipos vascos como el Tolosa, Sestao, Euskalduna de Rentería o el Eibar (al que le hizo un hattrick) y reforzando el primer equipo cuando era necesario como contra el equipo inglés del Casuals. Así mismo, como premio a su entrega,  entró a formar parte por primera vez en la Selección Guipuzcoana para competir en el campeonato interregional.

Como colofón a esta temporada participó en el partido de homenaje al “gran” Patricio en Atotxa donde se despedía de su vida de jugador formando equipo junto a entre otros Muguruza, Carrasco, Gamborena, Echeveste, Vázquez y el propio Patricio y jugando contra jugadores donostiarras como Eizaguirre, Arrate, Rosales (muerto en un desgraciado accidente automovilístico años más tarde) o Artola. Allí estaba él con sólo 17 años y toda una vida por delante jugando entre sus héroes.

En 1923/24 fue la revelación de la temporada. Consiguió hacerse con el enorme hueco dejado por Patricio pudiendo jugar en el histórico Real Unión junto a jugadores como René Petit, Luis Regueiro, Carrasco, Gamborena, … Un sueño hecho realidad. Errazquin era un jugador oportunista pero de gran codicia. Daba todo lo que era y lo que podía, sin reservarse. No era muy técnico según las crónicas de la época pero ponía en la lucha un tesón tan considerable que con su empuje conseguía lo que otros con sus driblings. Como por ejemplo en Abril de 1924, le endosó 5 goles al Tolosa siendo el primero de ellos el más bonito que se había visto en Amute (con permiso de Patricio) fruto de una volea desde casi 20 metros del marco.

La culpa de esa “hambre” de gol que caracterizaba a Errazquin la tenía el entrenador del Real Unión esa temporada, Steve Bloomer. Este “mister” inglés era, y es todavía a día de hoy, una leyenda en su país siendo el máximo goleador del siglo XIX en las islas, marcando casi 400 goles en 600 partidos en su larga carrera en el Derby County y el Middlesbrough inglés donde llegó a jugar con el mítico entrenador Mr. Pentland quien también coincidiría una vez retirado del fútbol, y en los inicios de su carrera como entrenador, en el campo de retención de Ruhleben en Berlín donde fue encarcelado en la Primera Guerra Mundial junto al histórico entrenador bilbaíno.

Volviendo a la temporada 1923/1924, el Real Unión consiguió realizar una temporada excelente consiguiendo ganar la Copa de 1924 batiendo al Sevilla en cuartos, al Barcelona en semifinales (ganándoles por 6-1 en ese legendario partido en Atotxa donde el equipo catalán fue un juguete en manos de los iruneses comandados excelentemente por René Petit y Gamborena) y al Madrid FC (que también había ganado en el tercer partido de desempate al Athletic Club) en la Final del 4 de Mayo de 1924 en Atotxa. La alineación de aquella final fue Emeri II; Anatol, Berges; Gamborena, René Petit, Eguiazábal; Echeveste, Vázquez, Errazquin, Aguinaga y Azurza. El resultado final fue de 1-0 con gol de Echeveste en la segunda parte.

Fin de la parte I  ….. Continuará.