El primer partido Bizkaia-Gipuzkoa cumple 100 años.

Debido a la complicada situación europea, la primera guerra mundial había comenzado meses antes (julio 1914), se hacía muy difícil encontrar equipos internacionales que pudieran desplazarse hasta Bilbao para disputar partidos amistosos en el “nuevo” campo de San Mames como se había hecho en los últimos años llegando las fechas navideñas.

Por este motivo, para comenzar el año 1915, se habían progrado dos partidos entre las selecciones Vasca (Federación Regional Norte) y Catalana (Federación Catalana), los cuales se consideran los primeros partidos de la Selección Vasca.

En esa época no había seleccionadores y la función de escoger el equipo se la reservaba la Federación, en la que sus miembros, por votación, decidían quienes iban a jugar. Para ayudar en la elección y ver qué jugadores se encontraban en ese momento en mejor forma, se celebró un partido amistoso en San Mames el 13 de diciembre de 1914, hace ahora 100 años, entre las selecciones de Bizkaia y Gipuzkoa, siendo este partido el primero de estas características.

Ganaron los vizcaínos por dos goles a uno. El partido fue muy interesante por el afán con que jugaban tanto los de un bando como los del otro aunque se notó la falta de compenetración de algunos jugadores. La gran afluencia de público, tanto vizcaíno como guipuzcoano, salió muy complacido del partido  al resultar muy competido.

Bizkaia atacó desde el primer momento, consiguiendo, en poco tiempo dos goles, hechos por el pequeño delantero del Arenas, Pedro Barturen, y por Pagaza el rápido delantero del Arenas Club de apenas 19 años. Gipuzkoa, quería aminorar la ventaja a todo trance, consiguiendo el magnífico delantero centro del Racing Club de Irún, Patricio Arbaolaza, el único goal de su equipo.

Los guipuzcoanos siguieron atacando pero no consiguieron ningún otro goal ya que su delantera no se entendía motivado porque sus interiores jugaban en sus equipos por el centro.

En aquel histórico partido, al ser el primero disputado por dos selecciones provinciales, jugaron:

POR BIZKAIA:

Ibarretxe (Athletic); Solaun (Athletic), Vallana (Arenas); Iceta (Athletic), Joshe Mari Belauste (Athletic), Peña (Arenas); Acedo (Athletic), Pagaza (Arenas), Barturen (Arenas), “Pitxitxi” (Athletic) y Ramón Belauste (Athletic).

Selección Vizcaina Diciembre 1914

POR GIPUZKOA:

Eizagirre (Real Sociedad); Carrasco (Racing Club Irún), Arrate (Real Sociedad); Boada (Racing Club Irún), Machinbarrena (Real Sociedad), Juan Artola (Jolastokieta-Alza); G. Sena (Real Sociedad), Legarreta (Irún Sporting Irún), Patricio (Racing Club Irún), Barrena (Real Sociedad) y Acosta (Racing Club Irún).

seleccion gipuzkoana 1914

De un encontronazo entre Legarreta e Iceta, resultó lesionado éste último siendo sustituido por Cabieces (Athletic).

Actuó de Juez de Campo Eugenio Angoso, presidente de la Federación Regional Norte, ayudado en las líneas de banda por R. Artetxe y B. Martínez.

Después del partido se reunió la Federación Norte para designar el equipo vasco que el 3 de enero “lucharía” en San Mames contra la Selección Catalana. En votación se nombró este equipo:

  • Portero: Eizaguirre (Real Sociedad)
  • Zagueros: Arrate (Real Sociedad) y Solaun (Athletic Club)
  • Medios: Peña (Arenas), Joshe Mari Belauste (Athletic) y Juan Artola (Jolastokieta).
  • Delanteros: Pepe Angoso (Sporting Irun), Pagaza (Arenas), Patricio (Racing Irun), Pitxitxi (Athletic) y Acosta (Racing Irun).
  • Suplentes: Ibarretxe, Vallana, Cabieces, Germán Etxebarría, Barturen y Acedo.

Iceta del Athletic había sido seleccionado para medio, pero como no podría jugar el día 3 fue sustituido por Jose Mari Peña. Asimismo el portero Eizagirre sería sustituido por Ibarretxe.

Por tanto, ya estaba todo preparado para el Primer partido de la Euskal Selekzioa del que ya hemos hablado anteriormente. Pincha aquí.

Después del partido del día 3 contra la Selección Catalana, el 6 de enero de 1915 se repetiría el partido entre las selecciones de Bizkaia y Gipuzkoa donde el equipo guipuzcoano se tomaría su debida revancha al ganar por cuatro a cero en el Campo de Atotxa. Del que hablaremos en otro post.

PARTIDO CONMEMORATIVO DE ESTE PARTIDO

El próximo lunes 8 de diciembre (festivo), en Durango, coincidiendo con la feria del libro y disco vasco, se conmemorará este primer partido con un partido de fútbol de la Euskal Selekzioa de Veteranos contra un combinado Athletic Club – Real Sociedad. Los niños menores de 15 años tendrán la entrada gratuíta.

Os aseguramos que ente los jugadores seleccionados por la Euskal Selekzioa estarán grandes jugadores que han hecho que nuestra selección sea lo que es en la actualidad.

CARTEL EUSKAL SELEKZIOA

Anuncios

Un “filipino” que llegó a jugar con el Athletic-Club.

Del Athletic-Club de antaño, cuando la delantera la formaban cinco jugadores, hubo tres de ellas que los aficionados las conocían de memoria. La de la finales del cuarenta y principios del cincuenta con Iriondo, Venancio, Zarra, Panizo y Gainza; la de los años treinta formada por Lafuente, Iraragorri, Bata, Txirri y Gorostiza; y la de finales de los años veinte con Germán, Laca, Travieso, Carmelo y Acedo.

delantera histórica

Pocos años antes de ésta última, en la temporada 1920-1921, la delantera la formaban el no menos famoso quinteto atacante formado por Germán, Pichichi, Allende, Laca y Acedo que conseguirían arrasar en cuantas competiciones participaron (Copa regional y del rey) junto a nombres míticos como los hermanos Belaustegigoitia, Hurtado, Sabino y el portero Rivero entre otros, de la mano del entrenador inglés Mr. Barnes.

En el campeonato regional, el Athletic-Club que ya había ganado dicho campeonato ante los equipos Arenas Club, SD Deusto, Erandio y el Racing de Santander, estaba imbatido y se disponía a jugar el último partido contra el equipo del Deusto. Ante las bajas del ala derecha atacante rojiblanco (Germán y Pichichi), el entrenador inglés presentó una delantera inédita hasta ese momento que contenía entre sus filas a un jugador “asiático”, concretamente nacido en Manila (Filipinas), llamado Marcelino Galatas. La delantera, aquel 20 de febrero de 1921, la formarían Acedo, Laca, Allende, Galatas y Txirri I. El resultado final del partido fue de 3 a 1 a favor del Deusto, que finalmente sería el único partido que perderían los rojiblancos esa temporada, no cediendo ni un solo empate en toda la temporada.

Ath_1921

Marcelino “Chelín” Galatas Rentería, nació en el seno de una familia de origen vasco, en filipinas en 1903 cuando este país ya no era colonia española. En su juventud tras completar estudios primarios y secundarios se orientó hacia el estudio de la carrera de ingeniería industrial, que comenzó a cursar en Bilbao donde empezaría a jugar al football como cualquier joven de la villa.

Las bajas de Germán y Pichichi, quien disputaba su última temporada en el Athletic, obligaron al equipo de San Mames de echar mano del joven “filipino” que ofrecieron jugar con los leones en un partido oficial. Según parece este jugador ya había debutado con el equipo rojiblanco en algún partido amistoso sustituyendo a Laca según relataría años después en una entrevista.

galatas

Durante los dos siguientes años (temporadas 1921-23) juega para la SD Deusto, con jugadores como Urdagarin, Cortadi, Orué, Bilbao, Erice o Urquizu entre otros, equipo ligado al ambiente universitario vizcaíno, con el que disputa la máxima categoría del campeonato regional vizcaíno. En Junio de 1923, la Real Sociedad le invita a jugar una serie de partidos con ellos, como el torneo internacional de pascua donde jugó contra equipos de la talla del Sevilla, el Sampierdarenea italiano o el histórico equipo belga del Unión St Gilloise donde deslumbra a los aficionados con su calidad. Pero es el partido de la Real contra el equipo inglés del Birminghan donde los gipuzcoanos se dan cuenta de su verdadera calidad. El “asiático” hizo un partido magistral con una Real reforzada por las importantes bajas que contaba con jugadores como Travieso del Athletic entre otras incorporaciones del Esperanza y del Real Unión.

Galatas jugaría con el equipo donostiarra durante cuatro temporadas (1923-1927) después de que aceptaran sus tres asombrosas condiciones: cobrar lo mismo que Ricardo Zamora, que entrenaría cuando él quisiera y que le vinieran a buscar a Bilbao (no abandonaría el botxo por motivos de estudios) en un coche descapotable.

Finalizaría su etapa futbolística en el Athletico de Madrid en la temporada 1927-28 aunque anteriormente ya jugaba con el equipo madrileño también por motivos de estudios mientras jugaba en la Real. En 1927 llegó a jugar un partido con la selección española donde también debutaban dos vizcaínos, Ramón Lafuente y Pachuco Prats (jugador del Real Murcia nacido en Portugalete).

Una vez colgadas las botas trabajó de ingeniero industrial, primero en su País natal, Filipinas, y después en España. Según cuentan las crónicas, se convirtió en un fanático seguidor de la selección española que junto a otro Realista, Fernando Larrañaga, y al segundo marido de Sara Montiel, el empresario vasco José Vicente Ramírez Olalla “Chente”, no se perdían ningún partido de la roja.

Murío en Benalmádena, Málaga, el 8 de abril de 1994 con 91 años de edad. Su hija Mari Cruz escribió un libro, “Con Chelín Galatas todavía”, que trata sobre Marcelino Galatas.

Para finalizar esta curiosa anécdota, decimos que Galatas fue el primer asiático que jugó con el Athletic-Club porque no ha sido el único. Después de la guerra civil, un futbolista nacido en la isla de Goa, Filipinas, llamado Ignacio Larrauri Larrauri, disputó cuatro encuentros (uno de Copa y tres de liga) con el Athletic. También jugó con el Indautxu en segunda división.

larrauri larrauri

No habrá dos sin tres???

Ricardo Zamora

Comenzamos esta sección de “Anécdotas en el Fútbol Vasco” que tratarán sobre sucesos curiosos que encontramos en las hemerotecas y creemos que merecen ser dignas de mención y tener entrada en este humilde blog. Esperamos no herir la susceptibilidad de ninguna persona.

RICARDO ZAMORA Y JACINTO QUINCOCES JUGARON EN EL ATHLETIC CLUB.

El 13 de Mayo de 1926, en el campo de Atotxa de Donosti, con buenísima entrada en general y floja en preferencia, se celebró un partido amistoso a beneficio del entrenador de la Real Sociedad durante las tres temporadas anteriores (1923/1926), Lippo Hertzka, el primer entrenador extranjero, que abandonaba la entidad ya que el equipo txuriurdin no estimaba procedente acceder a las pretensiones del entrenador, que aspiraba a ganar 20.000 pesetas (120 € aproximadamente) anuales por pago de sus servicios de entrenador.

La Real Sociedad luchó contra un Athletic Club que tenía en sus filas a un Ricardo Zamora, el Divino, por aquel entonces jugador del RCD Español, de portero y a un Jacinto Quincoces, jugador barakaldes del Deportivo Alavés en la defensa, dentro de unas alineaciones que fueron las siguientes:

Real Sociedad: Izaguirre; Arrillaga, Galdos; Amadeo, Matías, Trino; Mariscal, Urquizu (del Osasuna), Cholín (del Tolosa), Garmendia y Kiriki.

Athletic: ZAMORA; QUINCOCES, Larrakoetxea; Hierro, Larraza, Arteaga; “Cantolla”, Suarez, Contreras, Carmelo y Lafuente.

El partido fue arbitrado por el árbitro vizcaíno Pelayo Serrano de la Mata ayudado por dos jugadores del CD Esperanza, Munguía y Aizpurua.

En el primer tiempo, a los seis minutos del inicio del partido, el tolosarra Ignacio María Alcorta Hermoso, “Cholín” enganchaba en el aire la pelota y marcaba un gol que fue muy ovacionado por los espectadores. Después del descanso se consiguieron dos goles más, uno por cada equipo. Reanudado el juego, a los cinco minutos, empataba el Athletic por medio de “Cantolla” pero solamente un minuto más tarde la Real por mediación de Garmendia que remata un córner lanzado por Kiriki se adelanta otra vez en el marcador. Finalizó el partido con la victoria local por 2-1.

Medio mes después de este homenaje, el entrenador húngaro ficharía por el Athletic Club ante el malestar generalizado de la afición donostiarra que no entendía que el entrenador se fuera al equipo vizcaíno.

Así pues, es así como tanto Ricardo Zamora como Jacinto Quincoces, quienes posteriormente fueron grandes estrellas del Real Madrid, jugaron llevando por una vez en su vida el escudo del Athletic Club.

NOTA: Tanto en la página Web del Athletic como en la hemeroteca de Mundo Deportivo aparecen las mismas alineaciones y los mismos goleadores. En otras hemerotecas aparecen algunos datos diferentes como los goleadores.